Menú

El caballo y el león

En un lejano campo se encontraba un caballo que se estaba alimentando, cerca de ahí lo observaba un león que no podía cazar por su elevada edad, este quería matar al caballo, como no podía cazar fingió ser médico y se acercó al caballo preguntándole si se encontraba bien de salud.

El caballo que enseguida se dio cuenta del engaño del león y lo que quería con todo eso le dijo que no se encontraba del todo bien ya que se había clavado una espina en la pata, y que se sentía feliz de su llegada pues creía que los dioses lo había llevado hasta ese campo para darle salud. El león fingiendo que sentía el mal del caballo y el dolor que debía de sentir, se propuso a extraerle la espina, pero con el único propósito de comérselo.

Posicionándose el caballo en posición para que el león le sacara la espina, le dio dos patadas en la frente, y salió corriendo, dejando al león inconsciente tirado en el suelo. Al cabo de un rato cuando el león se recuperó, se puso en pie al verse en tan malas condiciones y que el caballo había huido se dijo a sí mismo: justamente sufro esto, pues el caballo me ha devuelto el engaño.

Moraleja de: el caballo y el león

La moraleja de la esta fábula no dice que: Debemos ser cuidadosos con aquellos enemigos que se presentan como amigos nuestros.

Una Respuesta
  1. roman 26 septiembre, 2013 / Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *